laescuelavirtual.com · cursos de arte · escultura · pintura · dibujo · modelado ·  y algo más...

 Sitio web hermano: www.arteyaprende.com

 
MENU GENERAL
Portada
Quienes somos
Galerías y trabajos
Privacidad y garantía
Testimonios alumnos
Formas de pago
Proceso de una pieza
    Contacta con la escuela
CURSOS A DISTANCIA
Cursos a distancia
Dorado
Policromado
Moldes silicón y resina
Moldes látex y yeso
Escultura y tallado
Aula Virtual
Zona Privada
SERVICIOS USUARIOS
Tútoriales gratis
Videos
Tienda
Recomendar
Libro de visitas
 
 
 
 
TUTORIALES GRATIS
 

TUTORIALES GRATUITOS

COMO DIBUJAR RETRATOS

Capitulo 2

Gracias por tus sugerencias y opiniones en nuestro libro de visitas!

Firmar Libro

 

 

 

 

La cabeza en el adulto y en el niño

 

En el adulto:

 

Entre las proporciones de la cabeza del niño y la del adulto hay una serie de diferencias muy notables, que todo dibujante debe conocer perfectamente. El canon más conocido de las proporciones de la cabeza del hombre es el que se representa en estos dibujos, visto de frente y de perfil.

Observando la cabeza frontalmente, y partiendo de un módulo, A, obtenido al tomar como medida el alto de la frente, comprobaremos que esta medida se repite también en la parte que va desde la ceja al final de la nariz y desde aquí al final de la barbilla. El ancho total de la cabeza, así vista, vendrá definido por dos módulos y medio.

No obstante, si apreciamos la cabeza de perfil ésta queda inscrita en un cuadrado, situándose los ojos a la mitad de la altura total.

 

 

 

 

 

 

 

En el niño:

Entre las proporciones de la cabeza del niño y la del adulto hay una serie de diferencias muy notables, que todo dibujante debe conocer perfectamente. El canon más conocido de las proporciones de la cabeza del hombre es el que se representa en estos dibujos, visto de frente y de perfil. En este otro esquema comprobamos, frente a la localización observada de cada uno de los elementos del rostro humano adulto, que en el caso del niño los ojos ya no aparecen en la mitad del cuadrado y el volumen de la frente es ahora muy superior. Las cejas, por su parte, quedarán justo a la mitad del rostro. Así pues, apreciaremos con detalle la situación de los elementos del rostro, sabiendo en todo momento que los esquemas aquí expuestos responden a un canon ideal de proporciones, con el que será preciso buscar semejanzas y diferencias en cada caso real.

 

   

 

   

 

 

 

MAS TUTORIALES>>